Viernes 20 de Abril de 2018
CMS Consulting
BannerBlogPalabras

¿Un rincón para los libros en el club?

 Raquetas de pádel, palos de golf, polos, calzado deportivo y... ¿libros? Hemos querido saber si tiene sentido o no que la tienda del club incluya un apartado dedicado a la literatura deportiva o, incluso, si es interesante crear una pequeña biblioteca en la zona social del club.

¿Tiene sentido un rincón para los libros en la tienda del club? Hay varias razones para pensar que sí, y ésa es la opinión de David Domingo, administrador de Ediciones Tutor. “En primer lugar, porque ofertar libros en la tienda es ofrecer un servicio más al socio, poniendo a su disposición material bibliográfico sobre temas que le interesan. En segundo lugar porque puede ser un negocio para la propia tienda”.

Hay varios clubes en España que ofrecen ya este servicio: Lerma, La Moraleja, La Rioja, Golf Park... son algunos ejemplos aunque, eso sí, unos con más éxito que otros. Tiendas de campos públicos como Golf Park o el Olivar de la Hinojosa, ambos en Madrid, consiguen que la venta de libros sea un verdadero negocio. “Quizá está relacionado con el tipo de instalación”, explica Domingo; “a los dos últimos acude, sobre todo, gente que está aprendiendo y está especialmente interesada en todo lo relacionado con su deporte. Lo que parece cierto es que los que más leen son los muy, muy forofos y aquellos que se están iniciando. Los primeros, acuden a las librerías en busca de los títulos que les interesan; pero no los segundos, quienes, sin embargo, sí se fijan en lo que les ofrece la tienda del club”.

También está claro que, aunque la venta de libros no represente un gran negocio, tampoco supone ningún inconveniente ni puede implicar grandes pérdidas, porque requiere una inversión mínima. Con unos 200 euros de inversión se puede contar con títulos suficientes para presentar una oferta aceptable; ocupan poco espacio y, además, resulta pertinente porque son libros relacionados con los deportes que se practican en el club. Es decir, que interesan o podrían interesar a los socios o usuarios. “Es un producto cultural que no distorsiona en la tienda del club y, por lo tanto, ¿por qué no intentarlo? De hecho, la mayoría de los clubes que han iniciado la venta de libros, continúan con ella”, explica Domingo.

 

Lo que puede hacer el encargado de la tienda

En opinión de David Domingo, una de las grandes diferencias a la hora de vender más o menos libros es la predisposición de la persona responsable de la tienda. “Lo fundamental, como con cualquier otro artículo en la tienda, es exponerlos, y hacerlo bien. Poca gente entra a la tienda pensando en comprar un libro. Por eso tienen que verlo. Además debe mantenerlos actualizados y contar con un número de ejemplares suficiente, que no tiene por qué ser muy grande. Y por fin, el vendedor debe saber ofrecerlos”. Una vez que se inicia la venta, en cada club se va perfilando el tipo de libro que más demanda tiene y se va adaptando la oferta a esa demanda.

Por su parte la editorial también puede echar una mano facilitando expositores, carteles... “Todo lo que esté en nuestras manos”, añade David Domingo, “se lo facilitamos al club que nos lo pida. Los clubes pueden ser un buen canal de distribución para las editoriales, aunque no vendan mucho. Se trata de un cliente fiel, con poco riesgo para nosotros y que está en contacto directo con el cliente final, con el público objetivo. Aunque no venda mucho, sí ayuda a poner en conocimiento del socio la existencia de determinados títulos”.

 

¿Una biblioteca en el club?

Ahondando en el aspecto cultural que también está presente en muchos clubes deportivos, la creación de una pequeña biblioteca puede ser una gran idea, un valor añadido y un servicio  más para el socio. En otros países es algo habitual, mientras que en España es raro el club que cuenta con ella. De hecho, en Inglaterra, por ejemplo, la mayor parte de los clubes tradicionales poseen importantes bibliotecas con un amplio catálogo de publicaciones. La Galera, en Valladolid, tiene también su propia biblioteca, pero en estos momentos, en palabras de su director, Santiago Rivas, es más bien un elemento decorativo con muy escaso uso: “un elemento más de un club tradicional y familiar –comenta– en el que, incluso, muchos de los socios han ido dejando parte de sus libros”.

Pero más que de una biblioteca completa, con referencias literarias y científicas, lo que sí puede constituir un verdadero servicio al socio o usuario y, además, requiere escaso esfuerzo y exiguos recursos, es contar con una pequeña selección de títulos relacionados con los deportes más practicados en el club. Como golfistas y lectores, por ejemplo, podemos pasar alguno de los ratos en los que esperamos a un amigo, a un compañero de partido, o en los que descansamos en los salones del club, echando un vistazo al último libro de Leadbetter, o a la autobiografía de Seve Ballesteros.  Al fin y al cabo casi todos los clubes cuentan con un salón de juego, televisión, ordenador… ¿por qué no unos cuantos libros bien seleccionados?

 “Si en mi club me encuentro con una selección de libros en una estantería, bien colocados, y con unas cuantas revistas, no sólo de las gratuitas sino algunas otras que puedan resultarme interesantes como aficionado al deporte, pues estoy recibiendo un servicio y una atención que voy a agradecer”, explica David Domingo. “Hoy en día en cualquier casita rural de cualquier pueblo de España hay una biblioteca pequeña y bien cuidada con 40 ó 50 titulos. Sin embargo es curioso que no exista en apenas ningún club deportivo de nuestra geografía”.

No se trata de realizar una gran inversión sino, simplemente, de hacer una buena selección y ponerse en contacto con las editoriales que más títulos poseen en materia deportiva que, seguro, van a hacer un buen precio al club.

Según Domingo “ni va a ser un desembolso importante para el club, ni va a resolver el negocio de la editorial, pero si todos los clubes de España tienen una muestra de nuestros 6 ó 7 libros más vendidos, y eso a nosotros no nos cuesta dinero, pues bienvenido sea aunque tampoco ganemos con ello”.

 

Lo que más se lee

 diciones Tutor es una de las editoriales con más títulos relacionados con el deporte y, desde luego, la primera en cuanto a libros de golf. Su administrador asegura que el aficionado al golf no es, precisamente, el deportista más lector (al menos en lo que se refiere a textos relacionados con su afición). En su opinión el deportista que más atención presta a la literatura sobre su deportes es, claramente, el náutico: “Quizá porque es un mundo que tiene prácticamente un idioma propio, y que incluye muchas variantes y en el que hay mucho que aprender, incluso para garantizar la propia seguridad cuando se está practicando”.

Además de clubes náuticos y clubes de golf, Tutor distribuye también sus libros en clubes hípicos, de atletismo, gimnasios de artes marciales, etcétera. En todos los casos encuentran un denominador común: “Si el gerente del club o el responsable de la tienda son lectores asíduos entonces suele tener libros a disposición de sus socios o clientes; si no, no”.

No es sorprendente que los verdaderos best sellers en las últimas temporadas sean los libros dedicados al Pilates: “Se puso de moda hace un par de años, pero se ha mantenido con fuerza porque de verdad funciona”. Tas éstos se venden bien los que se refieren a preparación física en general como, por ejemplo, Anatomía de los Estiramientos.

En cuanto al golf, el libro más vendido a lo largo de estos años es "Las Reglas del Golf Ilustradas". Es el libro oficial de St. Andrews, que se renueva cada cuatro años como las propias reglas y cuyos derechos para España están en manos de Ediciones Tutor.

Además, "El Pequeño Libro Rojo del Golf" y algunos otros títulos de Harvey Penick, junto con los textos de Bob Rotella sobre psicología aplicada al golf y las lecciones de David Leadbetter. En los últimos meses uno de los más demandados ha sido "Severiano Ballesteros, autobiografía", que sí está en las estanterías de la mayoría de las tiendas de los clubes.

“También se venden muy bien algunos DVDs.”, explica Domingo, “como, por ejemplo, un pack de cuatro vídeos de John Jacobs sobre enseñanza del golf que tiene una gran demanda”.

 

Novedades y próximos títulos

Los últimos títulos en cuanto al golf se refiere son: "Preparación física completa para el golf" y "El arte del juego corto". El primero es un libro prácticamente obligado para quienes quieren progresar de verdad en su juego. De hecho, casi todos los profesionales españoles lo conocen gracias a una acción conjunta de la Asociación de Profesionales de Golf y Tutor. El segundo es una obra de Stan Utley, el nuevo profesor de juego corto de Sergio García.

Y en cuanto a lo que nos espera, en primavera se publicará "Remedios y ajustes para el swing de golf", de Steve Newell.

Feliz lectura.


Para más información: David Domigo (email: Esta dirección electrónica esta protegida contra spam bots. Necesita activar JavaScript para visualizarla . Tel.: 915 420 935)

 

Boletín Club Manager Spain

¿Desea suscribirse a nuestro boletín?

Para entrar en el formulario de suscripción haga clic aqui.

Buscar

golfindustria.es
PHG Hoteles
Les Roches
CMS y CMAE

Login Form